viernes, 1 de octubre de 2010

SOBRE ALGUNAS RECOMENDACIONES DE VIAJE


Antes de visitar un país desconocido es conveniente recopilar toda la información posible acerca del mismo. Y no sólo sobre esos lugares de interés que nos van a permitir ir trazando un borrador de la ruta que pretendemos llevar a cabo. Creo que además es muy importante hacernos una idea de su situación sanitaria, económica, social y política. Adentrarse un poco en su historia también nos permitirá conocerlo mejor y entender el por qué de muchas cosas, las causas de su situación actual.

Pero hay veces que encuentro exageradas, desfasadas y fuera de lugar muchas de las advertencias sobre los peligros que podemos encontrar en determinados lugares. Esto viene al caso del cruce de la frontera terrestre entre Malasia y Tailandia. Según las guías más conocidas por los viajeros, Lonely Planet y Rough Guide (no quería nombrarlas pero no les viene mal un poco de publicidad negativa, a ver si espabilan), se desaconseja encarecidamente utilizar esta frontera debido al actual clima de extrema violencia producto de las aspiraciones independentistas de las provincias musulmanas del sur de Tailandia.

Es verdad que hasta el año 2005 hubo mucha tensión entre el ejercito tailandés y algunos grupos armados musulmanes. Estos últimos bombardearon instalaciones militares, carreteras, vías férreas y algún monasterio budista. Por su parte las tropas militares gubernamentales ejercieron una brutal represión entre la población civil.

Pero eso queda lejos y a día de hoy no pasa absolutamente nada, apenas algún hecho aislado llevado a cabo por algún fanático y la imponente presencia de soldados tailandeses vigilando las infraestructuras. Sin embargo estas guías de viajes antes mencionadas siguen actualizando sus ediciones sin cambiar el guión, sin corregir nada o cotejar y revisar la información. Flaco favor están haciendo a esas comunidades cuyos habitantes ven el enorme flujo de turismo que llega a otras zonas del país y sin embargo ellos pueden contar los occidentales que pasan por allí con los dedos de la mano.

Y todavía es peor cuando ves esa información, o mejor dicho desinformación, en plataformas oficiales. No sé si habréis entrado alguna vez a la web oficial del Ministerio de Asuntos Exteriores español. Tiene un epígrafe lamado "recomendaciones de viaje" donde se pueden ver sus advertencias antes de visitar cualquier país del mundo. Si echáis un vistazo os darán ganas de no salir de casa, parece que el planeta es un infierno lleno de guerras, ladrones, desastres, plagas, epidemias y demás.

Supongo que los servicios diplomáticos del mundo entero andarán cabreados unos con otros, ya que todos se ponen a parir entre ellos y pretenden decir que como en el propio país no se está en ningún sitio. Si visitamos, por ejemplo, la web del Foreign Office británico y miramos a ver que dicen de España nos encontraremos con que es fácil que te roben la cartera nada más salir del aeropuerto, también dicen que hay que tener cuidado en los bares porque te pueden echar un somnífero en la bebida y un montón de sandeces más. Y por supuesto mucho ojo con ir al País Vasco ya que lo más probable es que te explote una bomba en las pelotas, sin comentarios.

En fin, como siempre los políticos velando por nosotros. Yo pienso que toda esta desinformación está perfectamente calculada, a los gobernantes de hoy en día les interesa una población amedrentada y acobardada, es otra forma de sumisión, cuanto más aborregados estemos mejor para ellos y sus intereses. No hagáis ni caso y viajad, recorred lugares desconocidos con la curiosidad de un niño y afortunadamente descubriréis que el mundo es un lugar maravilloso habitado por gente maravillosa, al menos la gente corriente, la gente sencilla, la que lucha día a día por llevar una vida digna.

4 comentarios:

Tegala dijo...

He estado un poco ausente y me estoy poniendo al día de tus andanzas. Me gusta tu reflexión. Ya había oído algo sobre esas advertencias que hacen de España y me parecen exageradísimas por lo tanto no descartaba que las que hacen de otros lugares también lo sean. Desde luego hay países y zonas más seguras y tranquilas que otras y está en las ganas de aventura del viajero visitar unas u otras. Lo que está claro es que conocer otras formas de vida y cultura es una enseñanza muy valiosa.
No nos debe parecer raro esos comentarios si dentro de nuestro propio país las puedes oír de boca de gente muy ignorante: en el País Vasco te estalla una bomba en cada esquina, en Cataluña no aceptan a los no-catalanes, en Canarias da miedo vivir por si estalla un volcán, en Madrid cada uno va a lo suyo y nadie te ayuda...

Gracias por acercar esos lugares que visitas a los que estamos más lejos.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo contigo my friend! El mundo esta lleno de gente MARAVILLOSA, sólo que nos gobiernan los cuatro capullos de turno y algunos les creen. La ley del terror siempre les ha dado buenos frutos. Que se la crea quien lo necesite...Tras un pequeño viaje comparto contigo que hay mucha gente fantastica y mucho por vivir. Gracias por estar ahi! Un besazo. Mele

OSCAR dijo...

Así es Tegala, parece que siempre se da más credibilidad a lo negativo que a lo positivo. Un abrazo y muchos ánimos.

Karmele, ¿qué es eso del "pequeño" viaje que has hecho?. Cuenta, cuenta, mándame un privado. Un besazo.

Elena dijo...

Me encanta tu blog. Fantásticas reflexiones que comparto totalmente. Desconocía que escribieras tan bién. Me están entrando unas tremendas ganas de llegar. A ver si coincidimos. Un abrazo. Elena.